Denzel Washington por Fences

A favor: Ganador de dos estatuillas y figura respetada dentro del Star System, puede verse recompensado por el esfuerzo de  trasladar a la pantalla el personaje que le valió un Tony en 2010. El retrato de un padre, jugador de béisbol frustrado, bebedor y parlanchín que intenta luchar contra las desigualdades raciales en esos años ultraconservadores, poco antes de la aparición de las grandes figuras de la lucha por los derechos civiles. Su interpretación, junto a la de Viola Davis, sostiene una película que sin ese tour de force verborréico quedaría muy mermada.

En contra: El exceso de teatralidad de la cinta, aportando poco o nada al universo cinematográfico, y curiosamente, el duelo actoral frente a Viola Davis, con un personaje más contenido y reflexivo, del que sale claramente vencido.

fences

Andrew Garfield por Hasta el último hombre

A favor: El protagonista absoluto de la vuelta a la primera línea del Olimpo hollywoodiense de Mel Gibson, además, con su interpretación del objetor de conciencia Desmond Doss da vida a uno de esos héroes americanos que engrandece la historia de Estados Unidos y que son tan del gusto conservador de la academia.

En contra: La nominación ya es un reconocimiento más que suficiente a un trabajo que no aporta nada nuevo, es posiblemente la interpretación con menos peso de las cinco candidaturas.

hr_d016_07451_07448_comp

Viggo Mortensen por Capitán Fantastic

A favor: Desde un film “pequeño” ha logrado hacerse con nominación en todos los premios importantes de la temporada. El personaje de Ben está repleto de sensibilidad y entrega con un Mortensen completamente comprometido con su personaje, un viudo que intenta mantener a sus seis hijos fuera de esta sociedad consumista y capitalista. El carácter indie de la cinta podría hacer que la lógica de las votaciones diese un vuelco.

En contra: El perfil  antisistema del personaje que interpreta Mortensen y el poco peso específico de la cinta en las nominaciones… y competir contra Gosling y Affleck.

Captain_Fantastic_7

Casey Affleck por Manchester frente al mar

A favor: El gran favorito, con permiso de Ryan Gosling. Casey Affleck da toda una clase de contención, sensibilidad, observación y comprensión absoluta del texto. Confía en su trabajo y en el director que le permitió improvisar y hacer crecer al personaje pero nunca buscando el brillo personal, si no, haciendo que todo el conjunto se eleve. Affleck carga con las dos horas y veinte del metraje ( tal vez, eso sea lo que no hace de Manchester by the Sea una película redonda), y si su trabajo ya era de sobresaliente, para colmo, tiene “esas” dos escenas. Un regalo.

En contra: Tener en frente a Ryan Gosling y que la academia quiera elevar a la categoría de “mítica” la cinta de Damien Chazelle.

Casey-Affleck-in-Manchester-By-The-Sea-Trailer

Ryan Gosling por La La Land

A favor: Es el protagonista de la película del año, y además, la favorita para hacerse con todo. Todo un trabajazo, interpreta con absoluta credibilidad, canta y baila (aunque no sea perfecto, no chirría) aprendió a tocar las partituras de piano de memoria. Por si fuera poco, la pareja que forma con Emma Stone posee todo el glamour y el brillo del viejo Hollywood, y la cinta, es todo un regalo para la industria. Puede verse beneficiado si la academia no quiere tener entre manos otro caso como el de DiCaprio.

En contra: Sólo un elemento juega en contra de Ryan Gosling: Casey Affleck.

LLL d 34 _5645.NEF

Por Javier Gadea
@Javichul